Fuentes del Algar, el sitio perfecto para conectar con la naturaleza

 

¿Cuántas veces has buscado en Google “rutas espectaculares por la naturaleza”, “excursión por espacios naturales mágicos” o “mejores rutas por la naturaleza”? No busques más: en este artículo te traemos uno de los espacios naturales que más nos ha emocionado y sorprendido en los últimos tiempos.

Estamos en la Comunidad de Valencia. En concreto, en Callosa d’en Sarrià, un pequeño pueblecito en la zona interior de la autonomía, a unos 15 kilómetros de la impresionante ciudad costera de Benidorm. En ese pequeño municipio encontrarás las Fuentes del Algar.

Fuentes del Algar: un oasis de tranquilidad

Imagina lo siguiente: una serie de frescas cascadas conectadas unas con otras por pequeños canales excavados en la roca por la propia fuerza del agua con el paso de los años. Pero ahí no acaba todo. Las pozas creadas por el cauce se han convertido en pequeñas piscinas naturales donde cualquier visitante puede darse un refrescante baño.

Las aguas limpias y cristalinas del entorno convierten la zona en un lugar espectacular para huir del mundanal ruido, como se dice habitualmente, y perderse en esta zona protegida por el Gobierno de la Comunidad Valenciana.

Además, el área está muy preparada para el turismo. Existen varias zonas adecuadas para albergar los coches de aquellos que deciden ir, baños públicos, zonas de picnic e incluso hay un intento por divulgar las características del entorno a través de pequeños carteles informativos que explican lo que se está viendo.

Es un sitio perfecto para pasar el día en familia, hacer unas bonitas fotos de las Fuentes del Algar y olvidar el reloj y el paso del tiempo.

¿Qué me costará?

Al tratarse de una zona protegida, es importante entender que no es algo negativo que exista un precio de entrada al lugar. De este modo se controla quién entra y se mantiene un mínimo de seguridad para el ecosistema de la zona.

Así pues, existen distintos precios para las Fuentes del Algar. Estos dependerán de la época del año y de la demanda de entrada al recinto. Si bien, no se trata de precios elevados, pues no son superiores a 5 euros por persona.

Si no quieres preparar bocatas o llevar la nevera, ¡no tengas problemas! Hay cuatro o cinco restaurantes por la zona en los que podrás degustar gastronomía del entorno sin salir de las piscinas prácticamente.

¿Cómo llegar a las Fuentes del Algar?

Muchos de los viajeros que acuden a la zona lo hacen desde Benidorm, desde donde es muy sencillo llegar a las Fuentes del Algar. Media hora separa la ciudad marina de los rascacielos de este paraje perdido en el medio de la naturaleza.

Tendrás que tomar la carretera CV-70 en dirección a La Nucia. Posteriormente, tendrás que dirigirte a Callosa d’en Sarrià por la CV-715. Una vez en el pueblo, encontrarás indicaciones hacia Bolulla (C-3318), en una rotonda en la que ya se ofrecen señalizaciones para llegar a las Fuentes del Algar.

Piérdete en las Fuentes de Algar y descubre el paraíso terrenal que jamás habrías imaginado encontrar en la península, un lugar perfecto para conectar con la naturaleza.

Rutas en el Torcal de Antequera, un paraje único

¿Te atreves a visitar el Congost de Mont-rebei estas vacaciones?